-->

miércoles, 27 de noviembre de 2013

Le crece un puesto de trabajo como político, en mitad de la almanta.

Vaya suerte ha tenido Priso, pues le ha salido el ¡PUTO AMO! de los políticos.



Prisco Matoso no pasaría de ser uno más en la lista de parados de nuestra localidad, de no ser por la gran oportunidad que sus ansias por ascender cuanto antes en el escalafón social de Corral de Almaguer, le hicieron perder.


Lo cierto es que el amigo Prisco no pasaba por su mejor momento a la hora de acaecer los sucesos que ahora relatamos. De entrada su novia de toda la vida le acababa de dejar por una compañera del piso de estudiantes (cuánto mal no habrá hecho la educación en España); la fábrica de puertas en la que trabajaba desde los 17 años había cerrado y, para colmo de males, el Madrid había perdido la final de la Copa del Rey con el Atleti (lo que para nuestro protagonista era algo inaudito y como decía su abuelo: "ponerse madre encima de padre"


En estas circunstancias, el único entretenimiento que le quedaba al pobre Prisco, era cultivar unas plantejas de "maría" disimuladas entre los cardos silvestres que salían en la almanta de la única viña que su padre no había sacado.


Y como si algo necesita la "maría" es mucha agua, Prisco iba una tarde si y otra también a regar sus plantitas con la esperanza de que crecieran rápido y cuanto antes le dieran ese puntito de alegría que necesitaba para seguir aguantando su insoportable vida.


Pero mira tú por donde, en una de esas visitas a la viña de la Camarera, vio que entre maría y cardo brotaba una extraña planta en la que se acertaba a vislumbrar una leyenda que decía "Gobierno de España"



"entre maría y cardo brotaba una extraña planta en la que se acertaba a vislumbrar una leyenda que decía "Gobierno de España"


"Al principio me mosqueé - comentó Prisco a preguntas de éste redactor- cuando vi que de la planta en lugar de flores, brotaban sobres……. pero luego no tuve ni la menos duda de que lo que me estaba brotando, no era ni más ni menos que un puesto político en mitad de la almanta"

"Yo había oído hablar de la planta del dinero, pero de la planta del trabajo chollo, la verdad es que ni por asomo –aunque estaréis de acuerdo conmigo en que si algo es un puesto político hoy en día, es un chollo y de los gordos -"

"Bueno.. pues el caso es que con la alegría de imaginar a mi planta de alcalde o de diputado o de las dos cosas a la vez (que en muchas ocasiones los cargos brotan juntos) y con ese ansia viva por empezar a forrarme cuanto antes, arranqué la planta sin querer y antes de tiempo, y ya ve usted que lo único que he conseguido ha sido un cargo de concejal de la oposición"

"Y lo peor no es ya que el sueldo de la oposición sea infinitamente más pequeño, sino que además tengo que reinventarme cada cuatro años, que con esto de estar sin cabeza ni orientación de futuro (algo muy nuestro por otra parte) esta uno todo el día en un sinvivir. Eso sí, por lo menos trabajas menos que el propio alcalde"

"Total que, visto lo visto, yo sigo regando la almanta por si me brota otra vez la planta...Y que conste que me da igual que lo que me salga vaya con Madina o con Rubalcaba, con tal de que, como poco, aspire a ser senador, que tiene mucho glamour, se trabaja poco y se ganan buenos cuartos"



"y que conste que me da igual que lo que me salga vaya con Madina o con Rubalcaba, con tal de que, como poco, aspire a ser senador, que tiene mucho glamour, se trabaja poco y se ganan buenos cuartos"


Desde la calle de la Amargura, en homenaje a "Amanece que no es poco": Carmelo Cotón.



No hay comentarios :

Publicar un comentario

Danos tu opinión pero no te enrolles, no sea que te hagamos menos caso que al pregonero de la Función.

Archivo del blog

 

Copyright 2013 All Rights Reserved CORRAL DEscaradaMENTE is a resgistered brand by some correalenians with tons of imagination